Inteligencia fílmica, base para el cine en el aula

Compartir en:

Por Víctor Chaves R. #RepoirteroNomada. Promotor del cine como herramienta pedagógica. Inteligencia fílmica, base para el cine en el aula.
El manejo de la Inteligencia fílmica es una tendencia que cada día se afirma más entre las generaciones contemporáneas. Para la sociedad científica es un hecho que busca un espacio permanente.

El manejo de la Inteligencia fílmica es una tendencia que cada día se afirma más entre las generaciones contemporáneas. Para la sociedad científica es un hecho que busca un espacio permanente.

Por Víctor Chaves R. #RepoirteroNomada. Promotor del cine como herramienta pedagógica. Inteligencia fílmica, base para el cine en el aula.
El manejo de la Inteligencia fílmica es una tendencia que cada día se afirma más entre las generaciones contemporáneas. Para la sociedad científica es un hecho que busca un espacio permanente.

Por Víctor Chaves R. #ReporteroNomada. Promotor del cine como herramienta pedagógica.

Educación e imagen, en una relación correspondiente y casi indisoluble, es un factor trascendental dentro de los procesos cognitivos y formativos de las generaciones del nuevo milenio. Asi por lo menos lo establecen los científicos e investigadores de este campo, que están seguros de que ante los déficits que se evidencian en otros renglones, como el de la lectura por ejemplo, es necesario considerar otras formas de inteligencia. Inteligencia fílmica, más allá de las teorías de Gardner De acuerdo con los postulados del sicólogo e investigador norteamericano, Howard Gardner, se pueden considerar hasta siete tipos de inteligencia básicos:

  • Inteligencia lógico-matemática, que ofrece sensibilidad y capacidad para aclarar o solucionar elementos lógicos o geométricos, que llevan a controlar secuencias a veces muy prolongadas de razonamiento simbólicos numéricos.
  • Inteligencia lingüística, en la que sus componentes centrales evidencian sensibilidad a los sonidos fonéticos, ritmos prosódicos y significados semánticos.
  • Inteligencia musical, que expresa la capacidad para apreciar y producir, ritmo, tono y timbre, así como las diferentes maneras de expresión y comunicación musical instrumental u oral.
  • Inteligencia espacial, que otorga capacidad de percepción de las dimensiones y la habilidad de imaginar procesos de transformación a partir de determinadas percepciones primarias.
  • Inteligencia cinestésica – corporal que desarrolla la capacidad para imitar, controlar y producir con ritmo y equilibrio los movimientos corporales, es decir que se trata de la denominada inteligencia psicomotriz.
  • La inteligencia interpersonal o social para diferenciar los sentimientos, motivaciones y deseos de los demás y ser capaz de responder con empatía.
  • Inteligencia intra -personal, es decir la capacidad de auto comprensión y que respondería a la vieja máxima socrática: “conócete a ti mismo”.

A finales de los 90 Gardner incluye otra nueva forma de inteligencia: la inteligencia naturalista, que es la que nos permite valorar, reconocer y categorizar los objetos y diferentes seres vivos de la naturaleza y luego agrega la inteligencia existencial o inteligencia filosófico-vital, la que permite elaborar los argumentos necesarios para el planteamiento del sentido de la vida, su origen y destino. 

Inteligencia fílmica, modelo activo en el nuevo milenio 

Científicos como el español Tomás de Andrés Tripero vienen investigando y desarrollando teorías centradas en la capacidad que tienen las generaciones actuales para asimilar conocimientos basados en caudales de imágenes y sonidos, algo que, si bien no es nuevo pues hay investigaciones relacionadas que datan de los años 50, en el siglo XX, si evidencia crecimientos en la aplicación por parte de los jóvenes de hoy. Tripero habla inclusive una inteligencia multimedia: “Coincidimos con otros muchos especialistas en comunicación audiovisual multimedia en que los niños, deberían tener la oportunidad de escucharse, verse y expresarse -además de poder escuchar, ver y expresar su cultura, su lenguaje, sus experiencias y las de los demás- en documentales u otros recursos multimedia, que afirmen su diversidad, su inclusión y la conciencia que tienen de sí mismos y de su comunidad, además de su lugar necesario en el mundo”. 

Inteligencia fílmica, postulados en Norteamérica 

Un estudio de investigadores de varias universidades norteamericanos plantea que l La investigación sobre la posibilidad de evaluación de habilidades cognitivas, a través de un posible Test de Inteligencia Fílmica, pretende contribuir a crear las bases necesarias para la evaluación de las habilidades cognitivas: memoria a largo y corto plazo; procesamiento auditivo y visual de la información; capacidad de comprensión fílmica (saltos en el tiempo y en el espacio, simultaneidad de las acciones o diálogo visual “campo contra campo”, etc.); progreso de la inteligencia lógica; y niveles adquiridos de conocimiento que parten de la experiencia audiovisual. Ahora bien, mediante este test se analizarán los resultados ofrecidos por tres tipos de población infantil: niños con dificultades de aprendizaje, niños con inteligencia media y niños con altas habilidades intelectuales. Existen, por lo tanto, innumerables pruebas para medir la inteligencia, sin embargo, en una época en la que la mayor parte de la información recibida posee una naturaleza audiovisual, aún no se había pensado en el diseño de una batería de test fiables para medir la inteligencia fílmica. 

Inteligencia fílmica, características generales 

Los componentes cognitivo-perceptivos de este modelo de inteligencia se pueden caracterizar de la siguiente manera:

  • La comprensión visual espacial o comprensión de la percepción de los planos: el plano panorámico, el plano general, el plano de conjunto, el plano medio, el plano intermedio, el gran primer plano y el primerísimo primer plano, según las clasificaciones españolas y estadounidenses.
  • La velocidad perceptiva y su relación con los tiempos de reacción.
  • La memoria visual o capacidad de recuperación de la diversidad de estímulos visuales que normalmente saturan una película.
  • La memoria auditiva o capacidad de recuperar la información ofrecida por la banda sonora.
  • La memoria cenestésica o capacidad de discriminar y recordar todo cuanto se refiera a la acción o el movimiento.

Se trata en síntesis del reconocimiento científico a las propuestas de apreciación cinematográfica como herramienta para la formación y la educación, un modelo que si bien se utiliza desde hace muchos años, hasta ahora evidencia la necesidad de darle método.


Compartir en:
WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
error: Contenido Protegido !!