El amargo drama del pueblo Awá

Compartir en:

Lejos de mejorar, la situación de los Awá es cada vez más compleja. La disputa territorial de los grupos armados por las zonas en donde se produce la hoja de coca o se procesa el alcaloide (cocaína), se los está llevando por delante.

La nueva masacre ocurrida en un resguardo de la comunidad en zona rural de Ricaurte, pone de nuevo de presente la enorme tragedia que golpea a este pueblo, relacionada con el conflicto armado, los cultivos de uso ilícito, el conflicto armado, elementos que están atados entre sí, y ahora con la pandemia del Covid – 19.

Lejos de mejorar, la situación de los Awá es cada vez más compleja. La disputa territorial de los grupos armados por las zonas en donde se produce la hoja de coca o se procesa el alcaloide (cocaína), se los está llevando por delante.

Los voceros del gobierno de Iván Duque se han reunido con líderes sociales, étnicos y políticos de estos territorios y se fijan algunos acuerdos y compromisos. se hacen algunos anuncios, como el de apoyar el proceso de sustitución gradual y concertada de los cultivos de uso ilícito, pero una vez que se arriba a la capital, todo se diluye y se comienza a hablar de nuevo de erradicación forzada y fumigación aérea, para citar solo un ejemplo.

Como si fuera poco, las comunidades prácticamente no han recibido ningún tipo de apoyo para hacerle frente al Covid – 19 y han tenido que defenderse con los propios recursos, empezando por la medicina autóctona o nativa.

En la últimas horas, la organización del cabildo mayor Awá de Ricaurte- Camawari emitió un comunicado en el que rechaza los hechos ocurridos el día de lunes 17 de agosto y agrega que «Según comuneros del Resguardo Indígena Pialapi Pueblo Viejo se presentó el asesinato de tres (3) indígenas Awa, los cuales posteriormente se desplazó una comitiva conformada Por el Gobernador Indígena y el Coordinador de Tierra y Justicia al lugar de los hechos, hasta el momento por el difícil acceso de la zona, las autoridades indígenas no han identificado las personas asesinadas y las causas que dieron estos lamentables acontecimientos».

«Es alarmante, dicen, que estos hechos se sigan presentando, el exterminio en contra de nuestro pueblo indígena AWA que hoy se manifiesta de manera directa, tal como nos pronunciamos en el COMUNICADO 002 del 23 de abril de 2020 donde arremeten en contra de nuestros compañeros del Resguardo Inda Sabaleta, dejando a un indígena AWA muerto y tres heridos, asimismo, por comunicados emitidos oficialmente dejando en claro las amenazas y muertes que se vienen presentando hacia la vida de las familias del pueblo AWA».

Agrega que «mientras que el país suma más de 489.122 casos por coronavirus, de los cuales 11.763 se han reportado en el Departamento de Nariño, la situación que viven los cerca de 35.000 indígenas awá en Tumaco, Samaniego, Ricaurte, Barbacoas y Roberto Payán, es más que desoladora y por motivos que van más allá de la pandemia; más aún con la erradicación forzada y el conflicto armado».

«Hoy tenemos que enfrentar el riesgo de una pandemia como el COVID19 y las amenazas por la presencia y el accionar de los grupos armados ilegales las agresiones desmedidas en contrar de los indígenas Awá del departamento de Nariño, quienes intentamos sobrevivir en un mundo lleno de desigualdad y más aún que la población AWA está entre los pueblos cuya pervivencia y existencia física se encuentra en riesgo», concluye el comunicado.


Compartir en:
WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
error: Contenido Protegido !!