¿La vida o la plata? Sálvese quien pueda

Compartir en:

El presidente de la República, Iván Márquez, afirmó recientemente y de manera categórica, que no es una decisión posible refrendar el confinamiento total como el que venía rigiendo en el país desde el pasado mes de marzo.

Por: Edwin Mejía Ch    frankymejiach@yahoo.es

El primer mandatario, en respuesta a la solicitud de la alcaldesa mayor de Bogotá, Claudia López, ha reiterado que retornar a ese encerramiento para reducir los contagios por el coronavirus, no es pertinente; la economía debe moverse. El mandatario Iván Duque aseguró que “vamos a convivir con este virus por un tiempo mucho más largo del que todos quisiéramos” “vamos a tener el Día del Amor y la Amistad con el coronavirus, llegará Día de Brujas con coronavirus, y por lo tanto, es nuestra disciplina la que va a marcar la pauta de cómo vamos a enfrentar esta pandemia”, dijo el primer mandatario.

“Hay que entender que, para nuestra sociedad, a nivel nacional, con solo decir vamos a encerrarnos va a desaparecer la probabilidad de un contagio”, esto lo dijo el presidente durante su habitual programa vespertino que presenta a través de los canales nacionales todos los días a las 6 de la tarde.

De otro lado, en una de sus más recientes intervenciones, la alcaldesa mayor de Bogotá, Claudia López, anunció que le pedirá al presidente de la República, Iván Duque, que extienda el confinamiento de las personas en la capital del país, teniendo en cuenta el aumento de los contagiados.

Hablando del levantamiento del confinamiento algunos expertos en el tema han dicho que si se levanta se corre el riesgo de perder todo el esfuerzo hecho con las cuarentenas anteriores; las fiestas clandestinas, los estancos fantasmas, las peleas de gallos, el funcionamiento de los moteles ilegales, las fiestas familiares, los deportistas indisciplinados, los paseos al río o a la piscina, entre otros, fueron y seguirán  siendo el pan de cada día para el aumento del contagio.

Nos hemos encontrado en varias poblaciones del país, la inseguridad disparada y unos problemas ajenos a la pandemia pero que afectan el diario vivir de las ciudades, una fuerza pública desbordada en sus actuaciones en busca de atacar las acciones delictivas, desórdenes y escándalos protagonizados por los mismos mandos locales (gente de la misma administración municipal, violando la cuarenta y haciendo escándalos) en donde a la Policía fue agredida y debió enfrentar a los infractores.

Al país también le ha tocado asumir el manejo de otras situaciones diferentes en plena pandemia, unos soldados violadores de niñas, unos policías borrachos protagonizando accidentes de tránsito con carros oficiales;

Además recibe a diario una serie de peticiones de varios sectores: vendedores informales que siguen pidiendo a grito entero libertad para salir a ofrecer sus productos, (los del día a día), los transportadores, por su parte, exigen también reestablecer las rutas, urbanas, intermunicipales e interdepartamentales, los empresarios de los restaurantes dicen que están listos para atender a los comensales, los hoteleros afirman que sus sedes están preparadas para abrir las puertas a los huéspedes y así todos los sectores, no sé qué vamos a hacer después del 15 de julio.

El servicio de Transmilenio y demás sistemas masivos, cada día tienden a normalizarse más, lo que quiere decir que pronto volveremos a los tumultos peligrosos, a los que están acostumbradas las ciudades y por lo tanto se aumentaría el riesgo de contagiarse en los buses articulados.

¡La vacuna contra el coronavirus no llega todavía al país y aquí en Colombia aún nos falta un ¡Día Sin IVA¡, ¿Qué pasará?

En los primeros días el mes de junio, cuando se termina de escribir esta columna no se sabe la suerte que correrá el país; el presidente Duque ha insistido en reactivar la locomotora de la economía nacional, así se tenga que arriesgar la salud de los colombianos. ¡Que Dios nos ¡coja confesados!


Compartir en:
WP2Social Auto Publish Powered By : XYZScripts.com
error: Contenido Protegido !!